Busca una franquicia

Franquicia de Éxito

04/02/2010

¿Cómo se consigue que una Franquicia tenga éxito?

 

Resumiendo podemos decir que, trabajando en equipo, teniendo claros los deberes y derechos de cada uno y a través de la resolución lo más efectiva posible de los problemas que surjan, un vínculo de confianza y respeto se formará entre franquiciado y franquiciador.

Esto mantendrá los niveles de motivación altos y será más probable que los franquiciados tengan éxito. Cuando una empresa convierte su negocio en una franquicia, necesita asegurarse de tener un buen equipo y que alguno de sus miembros tenga experiencia en el sector de la franquicia.

 

Puesto que los potenciales franquiciados suelen llevar a cabo una investigación sobre la empresa, es esencial que ésta tenga una base financiera sólida y un registro de dinero disponible para ayudar al negocio a mejorar los aspectos necesarios.

 

Se necesita tener dinero para dar la formación, sistemas de soporte y en algunos casos la mayor parte de las existencias que el franquiciado necesita para empezar.

 

Lo primero que se necesita para que este sistema tenga éxito es una buena relación entre franquiciado y franquiciador. Para esto hay que preparar un plan de acción desde el principio del proceso.

 

Los potenciales franquiciados deben poseer una serie de cualidades, pero además deben ser capaces de trabajar en la estructura de negocio sin sentirse frustrados y queriendo cambiar cosas que ellos creen que podrían modificar para beneficiar a la franquicia, causando una tensión innecesaria entre franquiciado y franquiciador.Comenzar negocio

 

Una vez que el acuerdo se ha hecho, los franquiciadores deben permitir preguntas y sugerencias al franquiciado, pero siendo firmes y aclarando que ellos son los que están realmente al mando.

 

Además de esto, aunque el producto o servicio atraiga al franquiciado, la forma de dirigir del franquiciador es más importante. Por lo tanto, los franquiciados deben aclararle al franquiciado que ellos no son sus clientes sino sus compañeros (aunque uno de ellos tenga más poder) y que necesitan trabajar juntos para conseguir clientes leales.

 

Una vez empezado el negocio, la formación y comunicación es muy importante, además de esto, es vital que el franquiciado tengo una persona de contacto con la que discutir posibles problemas para que se puedan solucionar de la forma más rápida y efectiva posible. Si no es así, las dificultades empezarán a acumularse.

 

Los franquiciadores deberían plantearse también el formar un Consejo Asesor. Esto ofrece a los franquiciados un proceso más formal para exponer sus puntos de vista en diferentes temas.

 

Los franquiciados deberán entregar informes regularmente, acerca de la actividad llevada a cabo, para que el franquiciador esté informado de posibles actividades de marketing en el área en que se encuentra el franquiciado.

 Reuniones

Además de esto, deberán existir reuniones regionales y nacionales para que los franquiciados puedan relacionarse entre sí y cualquier innovación que la franquicia incorpore pueda ser explicada a un grupo en lugar de hacerlo a cada franquiciado individualmente.

 

El franquiciador debe asegurarse de que las franquicias cumplan con las regulaciones, en particular las referidas a la venta de una oficina franquiciada a otra persona, puesto que los franquiciados que dejan el negocio necesitan saber exactamente lo que pueden o no hacer y el nuevo franquiciado tiene que ser consciente de todo lo referido al acuerdo de franquicia.

 

Si todo esto se lleva a cabo, los franquiciados tendrán una buena plataforma para triunfar. No obstante, no existen garantías y deben saber qué tienen que hacer y cómo para conseguir tener éxito.

Nuestro Boletín

Recibe todas las novedades del sector franquicias